20.10.07

Soliloquio

Ha pasado la medianoche. Hace exactamente 20 minutos que sucedió. Yo, sin sueño, leo, escribo y me distraigo un rato en la computadora. Pero, ¿sobre qué escribir? Síndrome de la hoja en blanco. No. Mi problema es el contrario. ¿Qué escribir? Varias ideas giran en mi mente sin que logre tomar alguna en este momento para aterrizarla. Van y vienen. Para mí, escribir es una necesidad vital. Siento que cuando no lo hago algo me falta. Me sobrecoge el ansia. Es mi terapia. Sigo sin lograr pescar el tema: soledad, silencio, sexo, literatura, poesía, novela, ensayo, Borges, Paz, Cortázar, Reyes, Saramago, música, clásica, metal, jazz, conciertos, felicidad, tiempo, gustos, disgustos, colores, luz, pasión, razón, religión, Dios, Alá, Jesús, Buda, Génesis, teología, filosofía, Platón, Heráclito, Hegel, Nietzsche, Sócrates, curiosidades, mundo, guerra, paz, ideal, John Lennon, necesidad, instinto, contingente, vida, muerte, esencial, accidental, tecnología, prehistoria, historia, futuro, especie, universo, naturaleza, creación, explosión, Einstein, Darwin, Heissenberg, Hawking, hombre, mujer, ser humano, persona, inventos, café, chocolate, instituciones.

He recorrido todos los temas que brincaron en mi cabeza y lo único que confirmé es que es la medianoche y yo estoy solo frente a un monitor tratando de comunicarme con alguien en el mundo. Sé que en este momento nadie me leerá porque o están en una fiesta o dormidos o en el cine o en cualquier otro lugar menos leyendo blogs. Es fin de semana. Buenas noches.

5 comentarios:

Enrique G de la G dijo...

G. Perec es el maestro de las listas, maestría que debe a Borges.

Roberto dijo...

¿Quién no le debe algo a Borges y a Reyes?

Jesús dijo...

A mi lo temas me asalta como de repente, solo tengo que concentrarme un poco para sacar dos o tres parrafos, que por otro lado es el tamaño ideal de un post, cuando los veo demasiado largos nunca los leo enteros, o casi nunca. Me cuesta concentrarme delante de la pantalla, no se si esto sera una norma sicológica y a todo el mundo le pase igual

Mariana dijo...

yo te leo, en un domingo adomingado, en que una reseña espera en mi monitor y mi cabeza no atina a concretar nada...

después de un día de lavandería, léon bloy, limpieza de estudio, pulido de minificciones y un enorme bowl de pasta, la cabeza y la espalda no me quieren dejar escribir en paz. ussh.

pero lo importante es ganar la batalla al cursor parpadeante!

fotómetro dijo...

Estos blogs nos permiten escribir de todo y leer cosas que quizá nunca hubiéramos leído. Yo no sé qué tienen pero a muchos se nos hace un pequeño vicio.
Un blog es como una revista, sólo que tu eres tu propio editor y puedes escribir y publicar todo lo que se antoje. Hasta de los posibles temas que hay por escribir...